España: “Estamos en una situación de casi no retorno”




El economista Juan Ramón Rallo criticó la política oficial del gobierno español de subir impuestos y endeudarse a un ritmo insostenible sin aplicar recortes necesarios como son los del gasto político. Para explicar la situación de endeudamiento español, público y privado, mencionó que hasta el año 2008 lo que se disparó fue la deuda privada por la baja artificial - vía intervención del Banco Central Europeo - de la tasa de interés. Con el auge de la construcción el Estado financió su mayor gasto gracias a los mayores recursos que originaba dicha actividad. "Al frenarse la construcción, cayeron los ingresos del Estado y con ello aumentó fuertemente el endeudamiento público".

En un artículo publicado por el autor en el Wall Street Journal, menciona que: "España tendría un presupuesto balanceado hoy en día si Madrid hubiese congelado su gasto per cápita durante los años de la burbuja entre 2001 y 2007, como lo hizo Alemania. Si el gobierno español quiere cuadrar sus cuentas, lo único que necesita hacer es reventar la burbuja del sector público que se derivó de las burbujas financiera e inmobiliaria."

Una cuestión fundamental para el economista español es que, simplemente ajustando algunas de las partidas más claramente infladas del sector público español, podrían lograrse unos ahorros de alrededor de 80.000 millones de euros. Eso permitiría recortar nuestro déficit de 2011 en un 90%... sin aumentar un solo impuesto.
"El problema de España no es que no pueda endeudarse, sino que gasta mucho más de lo que ingresa", afirma el experto. En su opinión, si se alarga esta situación y el Gobierno sigue sin apostar por medidas creíbles, el desalance podría llegar a ser "la suspensión de pagos y la salida del euro".
Piensa que objetivamente hay soluciones al caso de España, que pasan por una rebaja real del gasto, no los ajustes de ahora, y liberalizar más la actividad económica.

En On24